Dos neuquinas se recibieron de arquitectas con una tesis sobre el Arroyo Todero

1164

Dos jóvenes neuquinas oriundas de Chos Malal y Junín de los Andes se recibieron de arquitectas en la ciudad de Córdoba, tras presentar su tesis sobre el daño de los humedales. Se trata de una investigación realizada sobre el brazo Todero -del río Limay- en la capital de la provincia.

En diálogo con LU5,la flamante arquitecta de Chos Malal, Micaela Cofré, dijo que “los humedales son lugares caracterizados por su alta concentración de agua, que puede ser superficial o subsuperficial, permanentes o temporales”, y agregó que “el agua es un elemento clave” que sustenta estos medios.

Cofré presentó su tesis sobre el tratamiento urbanístico del Arroyo Todero en Neuquén capital junto a su colega Malén Ércole, obteniendo la máxima calificación y logrando el título de arquitectas.

Ambas eligieron el sitio luego de conocer a uno de los vecinos ambientalistas, Cristóbal Amodeo, quién lleva años luchando por el uso público del arroyo.

La arquitecta señaló que en la zona se realizan rellenos con tierra y escombros para elevar el nivel del terreno y evitar inundaciones.

“Los ingresos a las islas no son puentes, son taponamientos de basura y escombros, junto con una gran cantidad de árboles talados”, explicó Cofré, quien además aseguró que estos rellenos “cambiaron significativamente el sitio desde 2003”.

Cofré alertó sobre los daños a la biodiversidad causados por estas prácticas. “No está bien ocupar el espacio público”, enfatizó.

Por otra parte, destacó el impacto negativo que tiene el movimiento del suelo en la biodiversidad y advirtió esta situación a quienes quieren construir en el lugar.

Objetivo de la Tesis

La arquitecta indicó que la idea general fue cambiar la perspectiva antropocéntrica por una mirada ecocéntrica, enfocándose en las necesidades de los animales y la biota.

“Hoy en día todo está pensado para el humano y no desde el animal o las plantas, no se respeta nada lo que es natural”, comentó Cofré.

Además, agregó que estas construcciones fomentan el cambio climático y que la utilización de materiales naturales podría mitigar estos efectos.

La joven se refirió a la necesidad de un cambio de mirada de los arquitectos porque las construcciones también fomentan el cambio climático y agregó que en su tesis plantearon utilizar materiales naturales que tengan menor impacto ecológico.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

One thought on “Dos neuquinas se recibieron de arquitectas con una tesis sobre el Arroyo Todero

  1. · junio 13, 2024 at 7:48 am

    El Todero, no es un A°, era el brazo norte del Río Limay. Un brazo del río q’ antes de unirse al río tbien formaba una laguna de una hectárea aproxim’. El Todero al contrario de los otros brazos y del cauce ppal. Era un remanso de no mas de 1m de prof., 15/20 m de ancho, q’ en su paso, al fondo de calle Gatica, de este a oeste, constituía in balneario fliar de 200 m aproxim.