Navidad: la pirotecnia sigue presente en Neuquén

240

A pesar de la negativa al comercio y tenencia de pirotecnia en la capital neuquina, el brindis de noche buena estuvo acompañado de fuertes estruendos. Los controles no fueron suficientes para contrarrestar la situación.

Según la Ley 2833, que fue modificada a fines de noviembre, se prohíbe el uso de pirotecnia en particulares y en actos gubernamentales. La norma determina la prohibición de la utilización de todo elemento pirotécnico, ya sea de estruendo o lumínico.

“Todavía no entra en vigencia porque tiene que dar el paso del espacio Legislativo al Ejecutivo para ser reglamentada y publicada en el boletín oficial. Calculamos que el poder de fiscalización y de control va a cambiar mucho y eso sí va a disminuir la entrada y la cantidad de pirotecnia en Neuquén“, explicó Gastón D’Angello, director de la Fundación Faro Patagonia.

La pirotecnia lumínica genera el 80% de los incendios provocados por fuegos artificiales.

Faro Patagonia es una fundación dedicada a trabajar con personas con Trastorno del Espectro Autista. Para una persona con hiperacusia, los estruendos provocados por fuegos de artificio generan una inflamación en el oído interno y produce un dolor al cual las personas con autismo describen como “una sensación de muerte”.

“Además de la concientización hay que hacer hincapié en tener una política pública que impida el ingreso de pirotecnia a la provincia. Aspiramos a que esta Ley pronto sea girada al Poder Ejecutivo para que entre en vigencia”, detalló D’Angello. “Que no ocurra como la Ley anterior, que tardó seis años en ser sancionada”, agregó.

“El control del estado y la concientización social tienen que ir de la mano”, remató.

LEY 2833

La Ley provincial N°2833 “prohíbe en todo el territorio de la provincia del Neuquén la utilización, tenencia, acopio, exhibición, fabricación y expendio al público de artificios de pirotecnia y cohetería, sean estos de venta libre o no y/o de fabricación autorizada” y establece, además, multas.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *