TranscribeMe, el bot creado en Argentina y que es furor entre usuarios de WhatsApp

82

En 2009 nació WhatsApp, una aplicación de mensajería instantánea que tuvo su origen en Estados Unidos. En los primeros años, su interfaz atractiva y diversas herramientas de comunicación generaron gran interés en millones de usuarios. Actualmente es una de las apps más populares del mundo. Tan utilizado y popular es que resulta difícil imaginar un teléfono celular sin su presencia.

Mensajes de WhatsApp se envían y reciben a toda hora, ya sean escritos, con audios, fotos, videos y/u otro tipo de documentos. La herramienta para enviar mensajes de voz es una de las de mayor utilización dentro de la aplicación. Sin embargo, hay momentos en los que esos audios no se pueden escuchar; al estar en una reunión, en el trabajo o porque hay mucho ruido en el ambiente. También hay quienes detestan oír tantos audios. Para todas esas personas llegó una solución: TranscribeMe.

Se trata de un programa informático (o bot) que transforma esos audios recibidos en texto en pocos segundos. “La idea surgió porque trabajo de forma remota, me mandaban muchos audios y no los podía escuchar”, comenzó relatando a LU5 Jimena López Morillo, una de las desarrolladoras del bot.

“Charlando con un compañero de trabajo (Ignacio Fabre), renegando por este tema, pensamos en la forma de pasar esos audios a texto con inteligencia artificial y en cuestión de dos meses y medio tuvimos un primer prototipo a principios de marzo”, detalló Jimena.

Ella es oriunda de Salta, se recibió de ingeniera mecánica y tiene un magíster en robótica. Al empezar a desandar los primeros pasos del bot, ninguno de los dos imaginó la trascendencia que iba a tener. “Empezó a difundirse de boca en boca y hasta llegar hoy a un millón de usuarios”, contó con orgullo Jimena.

Durante esos casi tres meses de trabajo, ambos se dedicaron a entrenar a la Inteligencia Artificial (IA) para interpretar los audios y transcribirlos en español. Según explicó la ingeniera, para obtener un buen resultado en esas transcripciones, la IA se encarga de “ir prediciendo un poco las palabras que se dicen para completar el texto”.

El servicio comenzó a funcionar en los primeros días de marzo en su versión gratuita. Tras la gran demanda que tuvo entre los usuarios de Argentina y otros países de Latinoamérica, TranscribeMe pasó a ser un servicio pago para cubrir los costos de mantenimiento.

“Al principio los costos eran muy pequeños pero ahora con un millón de usuarios se nos complicó cubrir eso”, argumentó Jimena y añadió: “todos los meses hay cinco días de uso gratuito y después es necesario un plan de suscripción de $871 mensuales”.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *