Una nutricionista neuquina le pidió a Milei que se respete el derecho a comer

570

Delia Nin es nutricionista, investigadora y magíster en políticas de salud. Tiene 61 años y posee vasta experiencia en trabajo con comedores comunitarios y también en actividades sociales. A raíz de los anuncios del Gobierno nacional de las derogaciones de leyes de Abastecimiento, Góndolas y el Observatorio de Precios, la profesional consideró apropiado expresar su disconformidad con las medidas. Su principal objeción apuntó a que no se vulnere el derecho a comer.

Nin sustentó su pedido en la Constitución Nacional y en la Ley N° 27.642 de Promoción de la Alimentación Saludable, cuyo artículo 2, inciso b, establece: “Derecho a la alimentación adecuada: aquel derecho que se ejerce cuando toda persona, ya sea sola o en común con otras, tiene acceso físico y económico, en todo momento, a una alimentación adecuada cuantitativa, cualitativa y culturalmente y a los medios para obtenerla”.

Teniendo en cuesta este marco legal y frente a la crisis de accesibilidad alimentaria, la realidad social y las nuevas medidas económicas, Delia planteó la urgencia de garantizar el ejercicio del derecho a comer.

En diálogo con LU5, la profesional detalló su postura y la solicitud que hizo al gobierno de Javier Milei: “El Estado tiene que regular políticas públicas para que podamos todos acceder a esa alimentación. Pero están tratando a la alimentación como una regulación propia del mercado donde éste decide si subir los precios o si los pone en góndolas o no”.

Según la nutricionista, esta desregulación en el sector alimentario “nos afecta a todos el derecho a comer, que es un derecho internacional, constitucional y que está regulado por ley en nuestro país. Por eso pido que pensemos entre todos cómo podemos resolver esta situación”.

Sobre una adecuada alimentación, Delia Nin especificó que es necesario que la Nación priorice políticas públicas que puedan garantizarla. “Pido al gobierno que nos dé los alimentos necesarios para vivir saludablemente. No necesitamos galletitas dulces, gaseosas. Lo que necesitamos son frutas, verduras, carnes y que estos alimentos estén atravesados por una política pública que nos permitan a todos acceder a ellos”, dijo.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *